Cuida tus palabras

Objetivo del curso en tu hogar “crea en el amor” día 5

Que una de las personas de la pareja acepte el reto de descubrir el milagro de la acción del Amor en su pareja, observando con cuidado tus palabras y tus obras

Haz de tu vida un viaje espiritual. Acuna tu espíritu en el Espíritu de Dios-

Son tus palabras

Reflexión del día:

Tus palabras son muy importantes. La palabra es el instrumento que nos define como humanidad, como comunidad y como pareja. La palabra es encarnación del espíritu y las obras el testimonio de la palabra.

Frase a meditar: Mc 8, 34-9, 1. El que pierda su vida por mí y por el Evangelio la salvará.

Flor de amor: Durante este día observa con cuidado tus palabras y tus obras. Medita, compartiendo con Dios, las expresiones que usas, separando aquellas que son de amor de niño, de joven y de “amor maduro”. Pon mucha atención y no uses las palabras, gestos, ademanes o acciones para juzgar o descalificar, su persona o sus actos. Tampoco uses aquellas que tú pareja considera ofensivas o aquellas que hablan de forma negativa de tu pareja

Medita las lecturas del día

Saborea despacio, en el eco del silencio, este dialogo con el Señor. En la lectura de cada día tienes una propuesta del Señor para bendecir el camino, descubrir la verdad y darle rumbo a la vida.

  • Salmo responsorial: Salmo 130:1-8
    el día 15 marzo, 2019 a las 5:00 am

    1 Canción de las subidas. Desde lo más profundos grito a ti, Yahveh:2 ¡Señor, escucha mi clamor! ¡Estén atentos tus oídos a la voz de mis súplicas!3 Si en cuenta tomas las culpas, oh Yahveh, ¿quién, Señor, resistirá?4 Mas el perdón se halla junto a ti, para que seas temido.5 Yo espero en Yahveh, mi alma espera en su palabra;6 mi alma aguarda al Señor más que los centinelas la aurora; mas que los centinelas la aurora,7 aguarde Israel a Yahveh. Porque con Yahveh está el amor, junto a él abundancia de rescate;8 él rescatará a Israel de todas sus culpas. […]

  • Evangelio: Mateo 5:20-26
    el día 15 marzo, 2019 a las 5:00 am

    20 «Porque os digo que, si vuestra justicia no es mayor que la de los escribas y fariseos, no entraréis en el Reino de los Cielos.21 «Habéis oído que se dijo a los antepasados: No matarás; y aquel que mate será reo ante el tribunal.22 Pues yo os digo: Todo aquel que se encolerice contra su hermano, será reo ante el tribunal; pero el que llame a su hermano "imbécil", será reo ante el Sanedrín; y el que le llame "renegado", será reo de la gehenna de fuego.23 Si, pues, al presentar tu ofrenda en el altar te acuerdas entonces de que un hermano tuyo tiene algo contra ti,24 deja tu ofrenda allí, delante del altar, y vete primero a reconciliarte con tu hermano; luego vuelves y presentas tu ofrenda.25 Ponte enseguida a buenas con tu adversario mientras vas con él por el camino; no sea que tu adversario te entregue al juez y el juez al guardia, y te metan en la cárcel.26 Yo te aseguro: no saldrás de allí hasta que no hayas pagado el último céntimo. […]

  • Primera lectura: Ezequiel 18:21-28
    el día 15 marzo, 2019 a las 5:00 am

    21 En cuanto al malvado, si se aparta de todos los pecados que ha cometido, observa todos mis preceptos y practica el derecho y la justicia, vivirá sin duda, no morirá.22 Ninguno de los crímenes que cometió se le recordará más; vivirá a causa de la justicia que ha practicado.23 ¿Acaso me complazco yo en la muerte del malvado - oráculo del Señor Yahveh - y no más bien en que se convierta de su conducta y viva?24 Pero si el justo se aparta de su justicia y comete el mal, imitando todas las abominaciones que comete el malvado, ¿vivirá acaso? No, no quedará ya memoria de ninguna de las obras justas que había practicado, sino que, a causa de la infidelidad en que ha incurrido y del pecado que ha cometido, morirá.25 Y vosotros decís: «No es justo el proceder del Señor.» Escuchad, casa de Israel: ¿Que no es justo mi proceder? ¿No es más bien vuestro proceder el que no es justo?26 Si el justo se aparta de su justicia, comete el mal y muere, a causa del mal que ha cometido muere.27 Y si el malvado se aparta del mal que ha cometido para practicar el derecho y la justicia, conservará su vida.28 Ha abierto los ojos y se ha apartado de todos los crímenes que había cometido; vivirá sin duda, no morirá. […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.