Ejercicio Espiritual

¿Quieres una respuesta de Verdad?

Te tengo una buena noticia: El Señor te bendice. Y me gustaría que te sintieras bendecido y te acunes en sus brazos y te sientas hijo amado y te mires en su amor infinito. Me gustaría que sintieras el gozo que por ti vale la pena dar hasta la última gota de sangre y por ti vale la pena realizar el milagro más grande de la humanidad: Encarnarse una y otra vez para entregarte su divinidad para divinizar tu humanidad.

¿Crees en la palabra de Dios?

Pues entonces prepara tu altar de oración y dialoga con el Señor: pide fe y con fe y en la adversidad has oración y ayuno. Encontrarás respuestas en las palabras de Dios del Santo Evangelio, testimonio del Señor encarnado, guía de su Espíritu para tu espíritu, según su voluntad.

Las siguientes oraciones son escogidas providencialmente para acercarte al Señor. El Señor es grande y misericordioso y es quien te dará, en su momento y forma, la respuesta  que esperas, como Dios manda

Comienza persígnate en el Nombre del padre, del Hijo y del Espíritu Santo

Reflexión

Oración inicial

Padre Nuestro dame una señal ¿qué debo hacer?
Dios mio guíame, ayúdame...
Señor dame una señal propicia,
que la vean mis adversarios
y se avergüencen,
porque tú, Señor, me ayudas.

Señor Tu lo sabes todo" Sabrás cómo darme respuesta...
Te lo pido en nombre de Jesucristo tu Hijo,
que con el Espíritu Santo son un sólo Dios,
un sólo Señor.
Amén.

Escucha
Tus palabras son muy importantes. La palabra es el instrumento que nos define como humanidad, como comunidad y como pareja. La palabra es encarnación del espíritu y las obras el testimonio de la palabra.
Del evangelio
Padre Nuestro creador del cielo y la tierra, de lo visible y lo invisible Todo lo sabes y todo es tuyo y sin embargo esperas pacientemente y con misericordia que te abramos la puerta para ayudarnos a poner en orden nuestra conciencia y retomar el rumbo del amor.
¿Quien dices que eres?
Alma mía respóndele a Jesús żquién dices que soy yo? Y ayuda a la multitud a responderle żQuién dice la multitud que soy yo? Alma mía en tu bautizo recibiste el carácter de ser uno en Cristo, ser cuerpo místico, de bendecir el agua, la comida, al universo, a tu prójimo y las ofensas. Abre la puerta de tu conciencia a Jesús y pregúntale żSeñor, quién dices que soy yo?
Encarna el Amor
Hoy iré a Visitar a algún enfermo o preso buscando mirar a Cristo

Misal del día. Esto es palabra de Dios

Para encontrar la respuesta del Señor, medita las palabras  sin forzar repuesta con tu mente, emoción o necesidad y encontrarás la respuesta de Dios en el eco del silencio, en la palabra o el evento inesperado. Sabrá tu espíritu que es respuesta de Espíritu Santo.

Pregúntate ¿Qué me está pidiendo el Señor el día de hoy?

Medita en las lecturas del día, descubrirás la palabra del Señor, su guía amorosa.

  • Segunda opción - Evangelio: Lucas 10:38-42
    el día 7 febrero, 2019 a las 5:00 am

    38 Yendo ellos de camino, entró en un pueblo; y una mujer, llamada Marta, le recibió en su casa.39 Tenía ella una hermana llamada María, que, sentada a los pies del Señor, escuchaba su Palabra,40 mientras Marta estaba atareada en muchos quehaceres. Acercándose, pues, dijo: «Señor, ¿no te importa que mi hermana me deje sola en el trabajo? Dile, pues, que me ayude.»41 Le respondió el Señor: «Marta, Marta, te preocupas y te agitas por muchas cosas;42 y hay necesidad de pocas, o mejor, de una sola. María ha elegido la parte buena, que no le será quitada.» […]

  • Segunda opción - Salmo responsorial: Salmo 45:11-12, 14-17
    el día 7 febrero, 2019 a las 5:00 am

    11 Escucha, hija, mira y pon atento oído, olvida tu pueblo y la casa de tu padre,12 y el rey se prendará de tu belleza. El es tu Señor, ¡póstrate ante él!14 Toda espléndida, la hija del rey, va adentro, con vestidos en oro recamados;15 con sus brocados el llevada ante el rey. Vírgenes tras ella, compañeras suyas, donde él son introducidas;16 entre alborozo y regocijo avanzan, al entrar en el palacio del rey.17 En lugar de tus padres, tendrás hijos; príncipes los harás sobre toda la tierra. […]

  • Segunda opción - Primera lectura: Oseas 2:16, 17, 21-22
    el día 7 febrero, 2019 a las 5:00 am

    16 Por eso yo voy a seducirla; la llevaré al desierto y hablaré a su corazón.17 Allí le daré sus viñas, el valle de Akor lo haré puerta de esperanza; y ella responderá allí como en los días de su juventud, como el día en que subía del país de Egipto.21 Yo te desposaré conmigo para siempre; te desposaré conmigo en justicia y en derecho en amor y en compasión,22 te desposaré conmigo en fidelidad, y tú conocerás a Yahveh. […]

  • Primera opción - Evangelio: Marcos 6:7-13
    el día 7 febrero, 2019 a las 5:00 am

    7 Y llama a los Doce y comenzó a enviarlos de dos en dos, dándoles poder sobre los espíritus inmundos.8 Les ordenó que nada tomasen para el camino, fuera de un bastón: ni pan, ni alforja, ni calderilla en la faja;9 sino: «Calzados con sandalias y no vistáis dos túnicas.»10 Y les dijo: «Cuando entréis en una casa, quedaos en ella hasta marchar de allí.11 Si algún lugar no os recibe y no os escuchan, marchaos de allí sacudiendo el polvo de la planta de vuestros pies, en testimonio contra ellos.»12 Y, yéndose de allí, predicaron que se convirtieran;13 expulsaban a muchos demonios, y ungían con aceite a muchos enfermos y los curaban. […]

  • Primera opción - Salmo responsorial: Salmo 48:2-4, 9-11
    el día 7 febrero, 2019 a las 5:00 am

    2 Grande es Yahveh, y muy digno de loa en la ciudad de nuestro Dios; su monte santo,3 de gallarda esbeltez, es la alegría de toda la tierra; el monte Sión, confín del Norte, la ciudad del gran Rey:4 Dios, desde sus palacios, se ha revelado como baluarte.9 Como habíamos oído lo hemos visto en la ciudad de Yahveh Sebaot, en la ciudad de nuestro Dios, que Dios afirmó para siempre.10 Tu amor, oh Dios, evocamos en medio de tu Templo;11 ¡como tu nombre, oh Dios, tu alabanza hasta los confines de la tierra! De justicia está llena tu diestra, […]

Estos es palabra de Dios

¿Que me estas pidiendo que haga Señor?

 

Dialoga con el Señor
Siento que reacciono en alguna forma al orar con la Palabra de Dios? Me siento desafiada(o), confortada(o), enojada(o)? Imagino a Jesús sentado o de pie, a mi lado; le hablo sobre mis sentimientos, como al mejor de los amigos.